Una delegación saguntina se entrevista con la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa para manifestar su oposición al proyecto del frente litoral de Almenara y sur de Castellón

0
4

Este miércoles, 31 de octubre, una delegación saguntina, encabezada por el alcalde de Sagunto, Quico Fernández, ha viajado hasta Madrid para entrevistarse con la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa para manifestar una vez más su oposición al proyecto constructivo que pretende estabilizar el frente litoral de Almenara y la costa sur de Castellón. Así, el alcalde ha manifestado que este proyecto genera “preocupación entre nuestros ciudadanos porque ven una amenaza para las playas de la Malvarrosa, Corinto y Almardá, que ya están sufriendo un proceso de degradación importante“. 


La visita ha contado, también, con la presencia del presidente de la Asociación de Vecinos de Almardà, José Girona, el teniente alcalde de Almardà, Josep Gil, y el concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Sagunto, Pablo Abelleira.


Fernández ha explicado que la declaración de impacto ambiental puede ser favorable o desfavorable, pero todavía no hay nada definitivo, al contrario de lo que se decía en la prensa, que “puede haber inducido a error“. Asimismo, ha insistido en destacar que lo importante es que “no hay una declaración de impacto favorable, que nuestras alegaciones están siendo estudiadas y que cuando la declaración sea pública, presentaremos el recurso que sea necesario, en el caso de que sea favorable“.


El alcalde ha hablado del peligro que supone este proyecto para las playas y que “no vamos a consentir que se lleve a cabo”. Lo primero que se ha exigido es que se hagan actuaciones de cara al verano rehabilitando las playas. Existe una gran dificultad para el baño en las playas a causa de las gravas de las playas de la provincia de Castellón. “Queremos reiterar ese compromiso que las gravas sean retiradas y se mantenga una playa de arena en su mayor extensión” ha declarado Fernández. También afirma que es un tema de seguridad para las personas. 


Quico Fernández habla de que “no hay un dictamen definitivo. Si fuera favorable presentaríamos un recurso, si fuera desfavorable, evidentemente, tendría que ser Costas quien modificara su proyecto. Por otro lado, exigimos soluciones ya para la playa de Almardá, que consiste en retirar la grava y hacer accesible la playa”.


En la reunión también se ha abordado la concesión de la parte central del paseo marítimo, petición que “hasta ahora no ha tenido respuesta“. Y lo mismo para la concesión, planteada ya al anterior gobierno, para la recuperación del Grau Vell. Según el alcalde “la predisposición ha sido positiva”. Les han explicado que “desconocían los extremos y nos han indicado que van a estudiarlo. Nosotros plantearemos estas concesiones en un futuro para poder llevar a cabo los proyectos de rehabilitación de toda la zona del Grau Vell y el paseo marítimo”.